Hormigueo en la pierna izquierda

Sensación extraña en la pierna izquierda

Descargo de responsabilidad del contenido El contenido de este sitio web se proporciona únicamente con fines informativos. La información sobre una terapia, un servicio, un producto o un tratamiento no respalda en modo alguno dicha terapia, servicio, producto o tratamiento y no pretende sustituir el consejo de su médico o de otro profesional sanitario registrado. La información y los materiales contenidos en este sitio web no pretenden constituir una guía completa sobre todos los aspectos de la terapia, el producto o el tratamiento descritos en el sitio web. Se insta a todos los usuarios a que busquen siempre el asesoramiento de un profesional de la salud registrado para obtener un diagnóstico y respuestas a sus preguntas médicas y para determinar si la terapia, el servicio, el producto o el tratamiento concretos descritos en el sitio web son adecuados en sus circunstancias. El Estado de Victoria y el Departamento de Salud no asumirán ninguna responsabilidad por la confianza que cualquier usuario deposite en los materiales contenidos en este sitio web.

Adormecimiento de una pierna

El dolor de piernas puede ser intermitente o constante y puede ir desde un dolor sordo hasta una sensación punzante, palpitante o de ardor. El entumecimiento puede percibirse como una pérdida de sensibilidad o una sensación de frío o hielo en una o varias zonas de la pierna.
La lista anterior incluye varios síntomas comunes que coexisten con el dolor de piernas, pero no pretende ser completa. Es posible que el dolor y/o el entumecimiento de las piernas vayan acompañados de signos de diabetes, cáncer, ciertos tipos de deficiencias nutricionales, etc.
La evolución del dolor de piernas depende de la causa subyacente. El dolor de piernas debido a una radiculopatía es frecuente4 y puede controlarse bien con un tratamiento no quirúrgico, con una mejora de los síntomas del 75% al 90%. Si el dolor se vuelve crónico y los síntomas neurológicos, como la debilidad y el entumecimiento, persisten o empeoran, puede recomendarse la cirugía.5
El dolor en la pierna puede estar asociado a afecciones subyacentes graves y necesitar un tratamiento inmediato para preservar la función de la pierna afectada. Los síntomas de alerta pueden incluir uno o una combinación de los siguientes:

Hormigueo en la parte inferior de las piernas

Todos lo hemos sentido, esa familiar sensación de hormigueo en la pierna después de haber estado en la misma posición durante mucho tiempo, también conocida como alfileres y agujas. Pero hay otras causas de la sensación de hormigueo en las piernas de las que tal vez no sea consciente, especialmente si experimenta esta sensación de forma habitual.
Las personas que sufren de ansiedad pueden tener algunos síntomas que varían mucho en frecuencia, duración y gravedad. Pero muchas personas experimentan hormigueo, entumecimiento o dolor en las extremidades como resultado de la ansiedad o el estrés crónicos que pueden empeorar al intentar dormir o durante un ataque de pánico.
La diabetes es el ejemplo perfecto de cómo una enfermedad sistémica puede provocar una sensación de hormigueo en las piernas. Muchas personas con diabetes de por vida o diabetes de inicio en la edad adulta no controlada sufren una complicación conocida como neuropatía diabética, que suele empezar en los pies y las piernas y puede progresar a los brazos y las manos.
La neuropatía diabética es el resultado de una lesión nerviosa causada por niveles de azúcar en sangre crónicamente elevados y puede presentar otros síntomas como sensación de quemazón, adormecimiento y dolor en las extremidades afectadas.

Dolor y hormigueo en las piernas

Descargo de responsabilidad del contenido El contenido de este sitio web se proporciona únicamente con fines informativos. La información sobre una terapia, un servicio, un producto o un tratamiento no respalda en modo alguno dicha terapia, servicio, producto o tratamiento y no pretende sustituir el consejo de su médico u otro profesional sanitario registrado. La información y los materiales contenidos en este sitio web no pretenden constituir una guía completa sobre todos los aspectos de la terapia, el producto o el tratamiento descritos en el sitio web. Se insta a todos los usuarios a que busquen siempre el asesoramiento de un profesional de la salud registrado para obtener un diagnóstico y respuestas a sus preguntas médicas y para determinar si la terapia, el servicio, el producto o el tratamiento concretos descritos en el sitio web son adecuados en sus circunstancias. El Estado de Victoria y el Departamento de Salud no asumirán ninguna responsabilidad por la confianza que cualquier usuario deposite en los materiales contenidos en este sitio web.